domingo, 20 de junio de 2010

ELEMENTOS DE LA SUMA

FORMULACION DEL PROBLEMA 
Con la elección de Juan Manuel Santos se ratifica la brecha entre dos visiones radicalmente opuestas de la realidad de colombia -el pasado, el presente y futuro- . Brecha que se intensificó durante los 8 años de gobierno uribista y que promete ampliarse también durante el gobierno santista. 

SUMANDO UNO+
La pasada semana veíamos como el presidente Uribe reaccionaba contra una decisión judicial que afecto a un ex-integrante del ejercito colombiano. Esta escena es una mas de la gran cantidad de ocasiones en las que el señor Uribe manifiesta sus ganas de poder absoluto sobre cada instancia y nivel que constituye el país. Cualquier hecho que contraríe sus gustos y opiniones se convierten en directo enemigo de él, y a través de él enemigo de la patria. Continuamente el señor presidente asume que le concierne a las instituciones circunstancias meramente particulares, quiere hacer colectivo un hecho que es individual, promueve la victimizacion grupal sobre una condena personal que ademas es legal. 

SUMANDO DOS+
Hace un par de semanas algunos miembros de este colectivo asistimos a una exposición programada por el grupo Sofos y dictada por el abogado Manuel Antonio Muñoz. Allí el doctor Manuel esgrimía varios argumentos como prueba que el estado colombiano ha recurrido constantemente durante mas de cien años a medios de persecución ilegales y ha legalizado algunos otras infamias. De la misma manera que los informes de organizaciones de derechos humanos afirman hoy que el estado colombiano impulsa una política de terror. Relacionado con esto y con otros males del país, el abogado expuso la tendencia histórica del ejecutivo colombiano por expandir su poder a las demás ramas del poder democrático. 


Hemos visto hasta la costumbre las peleas del presidente Uribe con la corte suprema de justicia. Sus gimoteos son deshonrosos para un ciudadano en tal cargo y prueban una vez mas la voluntad de inclinar los poderes del país concentrandolos en su única figura. El presidente de la república, sea cual sea su apellido, tiene que trabajar por mantener el equilibrio de poderes lo cual fortalece la democracia, pero como buen representante del ejecutivo Uribe Vélez ha traicionando el juramento hecho a todos los colombianos, desea atentar contra este equilibrio. Hay que recordar que esta conducta imprudente ha desencadenado la guerra civil en muchas momentos y en muchos países del mundo. 

TOTAL=
Uribe sale. La buena noticia no alcanza a celebrarse. Santos entra. El objetivo de esta entrada es destacar que si el gobierno santista continua con plenas intenciones de atacar y contradecir públicamente a la rama judicial continuara acrecentando la discordia entre los colombianos, profundizando la marca de la división, alimentando el sectarismo y probablemente avivando la guerra civil. 

Sabemos que parte de las sinrazones de Uribe por contrariar de esta vergonzosa manera -incluso para el- la condena del coronel retirado Plazas Vega se debe a que proyecta como una rama del poder -que es la judicial en este caso- que se le sale de sus manos, que escapa a su control megalómano puede en el futuro llamarlo a el también a juicio por múltiples motivos. Recordando una frase popular en el gobierno Samper, quien tenga culo de paja...



"Con preocupación observa la Corte que las decisiones de jueces y fiscales vienen siendo descalificadas por otras autoridades públicas en lenguaje deplorable con grave peligro para la institucionalidad, para la supervivencia del estado social de derecho y para la vida e integridad de los funcionarios."



un chascarrillo :)

Etiquetas: , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal